Off-price: El concepto en el que se inspira el modelo de negocios de La Polar

Las tiendas Ross en Estados Unidos aplican el modelo off price
Las tiendas Ross en Estados Unidos aplican el modelo off price

La semana pasada la Sección de Investigación Policial (SIP) de Carabineros realizó un allanamiento e incautación de ropa deportiva presuntamente falsificada de Under Armour, que se estaba comercializando en tiendas La Polar. Desde la multitienda se defendieron indicando que se trataba de prendas auténticas. Además, aseguraron estar implementando un nuevo modelo de negocios denominado off-price, inspirado en otros retailers norteamericanos como Ross y Marshalls.

El allanamiento ocurrió luego de que los representantes de la marca deportiva denunciaran que las prendas que comercializaba la compañía eran falsificadas. Entre ellas, polerones, camisetas y pantalones de buzo.

Frente a la situación, la compañía aseguró que “siempre hemos vendido productos originales y esta no es la excepción. Descartamos tajantemente la acusación y recalcamos que todos los artículos vendidos en locales La Polar son originales y cuentan con la documentación requerida que acredita aquella condición”.

Por su parte, Eugenio Gormaz, abogado de La Polar, indicó que “nos parece una muy buena noticia que tanto Fiscalía como SERNAC investiguen este tipo de denuncias. Los consumidores necesitan tener seguridad y certeza de que los productos que adquieren son originales. Ratificamos nuestro compromiso por participar en todas las instancias que sean necesarias, para clarificar lo que hemos venido sosteniendo en los últimos días, en cuanto a que los productos son originales y que se cuenta con la documentación para acreditarlo”.

¿Qué es el modelo de negocios off-price del retail?

En entrevista con La Tercera, Manuel Severin Larraín, gerente general de La Polar, insistió en que los productos que vende la empresa no son falsificados. El ejecutivo explicó que la multitienda está adoptando un modelo off-price desde el año 2020.

“Compramos directamente desde las fábricas que venden los saldos fabricados para las marcas, con la autorización expresa de las firmas y las importamos a Chile. Tenemos un proceso para validar la trazabilidad, originalidad y calidad de cada prenda. A algunos no les gusta este modelo, porque no están acostumbrados a competir y a generar más acceso a los chilenos a los distintos productos”, aseguró Severin.

“Le entrega a nuestros clientes la posibilidad de acceder a marcas restrictivas en términos de precio, en condiciones muy favorables debido a que son de temporadas anteriores o saldos de fábricas”, agregó.

De esta manera, las compañías que utilizan este sistema funcionan como operadores con descuento. Se trata de intermediarios que adquieren saldos o productos de temporadas pasadas y los venden a valores más económicos.

Un modelo exitoso en Estados Unidos

El off-price es un modelo de negocios utilizado popularmente en Estados Unidos, por firmas como Ross, T.J.Maxx y Mashalls. Estas tiendas venden saldos o stock de grandes empresas a precios considerablemente más bajos, con hasta un 70% de descuento.

T.J.Maxx es otro de los referentes del modelo off-price en Estados Unidos
T.J.Maxx es otro de los referentes del modelo off-price en Estados Unidos

T.J.Maxx es la compañía más grande a nivel global que aplica este modelo. La empresa compra los artículos a marcas de diseño, grandes firmas, boutiques y otros vendedores. Lo hace a precios más bajo, pudiendo traspasar este ahorro a los consumidores. En tanto, Ross es reconocido por su slogan “Dress for less” (Vístete por menos).

En el caso de Chile, desde La Polar han dicho que no existen proveedores especializados en el modelo off-price. Esto no significa que esté prohibido o restringido, sin embargo, debe llevarse a cabo mediante distribuidores.

“Esta estrategia de negocios no sólo está permitida por la ley chilena, sino que, al generar más competencia, beneficia directamente al consumidor, ampliando los distribuidores de marcas reconocidas y ofreciéndolas a precios considerablemente más accesibles para los clientes”, comentó la compañía hace unos días en una declaración.

Un artículo de la consultora McKinsey asegura que las ventas del modelo off-price presentarán un ritmo de crecimiento hasta cinco veces más grande que las comercializaciones por el valor original de las marcas entre 2025 y 2030.

El modelo de negocios funciona de una manera muy sencilla. Después de que una firma envía una orden de compra, en algunas ocasiones hay prendas que la compañía no recepciona o admite. Por ejemplo, esto puede ocurrir por errores de costura o diseño. En esos casos se entrega un permiso por medio de una carta de liberación, lo que permite que otras empresas puedan vender dichos artículos.

¿Qué dice la Ley de Propiedad Industrial?

Diversas interpretaciones de la Ley de Propiedad Industrial sostienen que el modelo off-price en el retail estaría permitido en Chile. Por supuesto, esto siempre y cuando se acredite y verifique que las prendas son originales y auténticas de cada una de las marcas.

De acuerdo con el artículo 19 bis de la Ley de Propiedad Industrial, “el derecho que confiere el registro de la marca, no faculta a su titular para prohibir a terceros el uso de la misma respecto de los productos legítimamente comercializados en cualquier país con esa marca por dicho titular o con su consentimiento expreso”.

El artículo también estipula que “los derechos conferidos a los titulares de marcas registradas no impedirán de modo alguno el ejercicio del derecho de cualquier persona a usar, en el curso de operaciones comerciales, su nombre o seudónimo o el nombre de su antecesor en la actividad comercial, excepto cuando ese nombre se use de manera que induzca a error o confusión al público consumidor”.

Contenidos relacionados

Total
16
Compartir