Steve Wozniak, cofundador de Apple, cerró el ciclo 2020 de Visión de Líderes de Itaú

Consuelo Saavedra y Steve Wozniak

El empresario y cofundador de Apple, Steve Wozniak, fue el invitado de la última edición del ciclo de conversaciones “Visión de Líderes” organizado por Banco Itaú.

En la charla que tuvo con la periodista Consuelo Saavedra, Woz aseguró estar convencido de que fue uno de los primeros estadounidenses que contrajo Covid-19.

Según comentó, tras regresar de un crucero que realizó junto a su esposa por Asia, en enero pasado, comenzaron a tener síntomas claros de la enfermedad, pero que en ese momento no había cómo confirmar el diagnóstico.

“Me desilusionó que por falta de reacción oportuna, conocimiento y falta de testeos en nuestro país, no se sabía que había Covid”, comentó en conversación.

“Si esto hubiese ocurrido hace diez años, habría sido mucho más difícil de manejar”, recalcó, al tiempo que destacó el rol que ha tenido la tecnología durante toda la emergencia sanitaria. Valoró los avances en digitalización que han permitido, por ejemplo, que millones de empresas alrededor del mundo pudieran seguir operando a través del teletrabajo.

“Me encanta Chile”

Durante su participación en el programa de Itaú, el creador del Apple I resaltó que el interés en la tecnología haya traspasado las fronteras de Silicon Valley, y afirmó que ha visto mucho entusiasmo y pasión por parte de algunos países para ser parte del mundo digital, así como por sumar nuevas compañías a la industria, entre ellos Chile.

Sobre nuestro país, Wozniak celebró el reciente anuncio de Microsoft de construir nuevos data centers y confesó estar feliz de que se reconozca a Chile como uno de los países “que tienen esa pasión interna para lo que es el emprendimiento y el desarrollo”.

La mirada al futuro de Wozniak

Woz destacó el desarrollo actual de algunas tecnologías con potencial de cambiar el curso de lo conocido, resaltando la irrupción de los autos eléctricos, aunque fue cauto al momento de visualizar el futuro. Cautela que también manifestó al conversar sobre la inteligencia artificial, alertando de que no cree que vaya a ser igual a la experiencia humana.

“No me gusta este mundo, no me parece un mundo de seres humanos”, señaló. Esto al abordar el uso de la tecnología en la manipulación genética a la hora de tener hijos.

Asimismo, el reconocido emprendedor mostró preocupación por el curso que podría tomar la relación entre tecnología y humanidad si no se adoptan resguardos en cuanto al manejo de datos personales, por ejemplo.

Al respecto, comentó que cada vez son más las empresas que poseen un modelo de negocio donde hay que suscribirse, crear claves y entregar nombres, rastros que pueden ser usados para propaganda. “Yo no veo señales de que esto mejore”, dijo.

Por eso, se mostró partidario de que los países adopten regulaciones específicas como, por ejemplo, lo están haciendo algunos Estados de EE.UU. con Facebook. “Por supuesto que estoy de acuerdo con eso, esto es solo un paso”, manifestó.

Contenidos relacionados