Las fintech que entregan opciones de financiamiento a pymes

Waist up portrait of cheerful female barista looking at camera while standing at counter in small coffee shop, copy space

Los emprendedores y socios de una pyme conocen de cerca las dificultades que tienen las micro y pequeñas empresas para acceder a créditos en el sistema bancario. Sin embargo, en los últimos años han surgido nuevas opciones de financiamiento a través del ecosistema fintech.

De acuerdo con la última encuesta sobre créditos bancarios realizada por el Banco Central, las restricciones de crédito para las grandes empresas han aumentado desde 39% a 46%, mientras que para pymes pasó de 46% a 55%, lo que representa un endurecimiento en las condiciones de acceso.

Un antecedente adicional es que, según la encuesta “Impacto Pandemia” de la Asociación Chilena de Emprendedores (Asech), la falta de liquidez (76,2%) y las deudas con entidades financieras (37,1%) aparecen como las complicaciones más repetidas entre las pymes.

Ante esto, existen opciones como el factoring o el pronto pago, para que las pymes puedan enfrentar el problema de falta de liquidez. También hay fintechs que entregan préstamos que pueden ir entre los 5 a 20 años máximo.

El pronto pago de Cumplo: La evolución del factoring

Con el factoring las compañías reciben dinero a cambio de entregar sus facturas y pagar una comisión del monto total. De este modo las empresas pueden obtener liquidez de forma inmediata para hacer frente a sus obligaciones sin necesidad de endeudarse.

Sin embargo, el factoring tradicional hace responsable a las pymes, a través de un contrato, por el pago y la mora. Por lo tanto, en caso de que no se pague la factura, es la pyme la que debe saldar la deuda y no la firma que contrató sus servicios.

Por su parte, el pronto pago se trata de un mecanismo en el que las grandes empresas suscriben un acuerdo con la compañía financiera, para de esta forma entregar condiciones favorables de financiamiento a sus proveedores y que estos puedan anticipar facturas obteniendo liquidez.

Oliver Vega, country manager de Cumplo, explica que “a diferencia del factoring, en el pronto pago es la compañía que contrata el servicio de la pyme la que se hace responsable del pago y la mora de la factura, por lo tanto, las pequeñas y medianas empresas quedan excluidas de cualquier responsabilidad relacionada a la deuda”.

En caso de que la pyme no pueda acceder a este mecanismo de financiamiento -por no ser proveedora de una gran empresa- también existen alternativas de factoring más convenientes. Por ejemplo, hay compañías que cobran la tasa una vez que se paga la factura, que devuelven los intereses ahorrados cuando se prepaga o que permiten realizar todo el proceso digitalmente y sin papeleos.

Maxxa: Financiamiento de en hasta 20 años plazo

La fintech chilena Maxxa lanzó una nueva alternativa de financiamiento para startups y pymes, el cual entregará hasta $400 millones para impulsar el crecimiento, regularización financiera de las organizaciones o acceso a capital inmediato. Esto se realizará en plazos que pueden ir entre 5 y 20 años máximo.

Esta nueva herramienta financiera está enfocada en ayudar a todas las pymes que necesiten capital para pagar deudas e impulsar proyectos de crecimiento. El único requisito es dejar como garantía una propiedad urbana, como oficina, bodega, local comercial o vivienda.

Juan Pablo González, gerente general de Maxxa, explica que “utilizamos tecnología de punta para hacer más expeditos los procesos de financiamiento a pymes, lo que nos permitió crear esta solución pensando en emprendedores que necesitan capital inmediato”.

Para solicitar este financiamiento, se deben cumplir con los siguientes requisitos:

  • Ser personas naturales con giro o empresas.
  • Contar con una garantía hipotecaria urbana (departamentos, casas, locales comerciales, oficinas, etc.).
  • Tener al menos 3 años de operación.
  • No tener antecedentes comerciales o que, en caso de haberlos, estén aclarados y respaldados.
  • Monto mínimo operación solicitada: $50 millones.
  • Plazo mínimo operación solicitada: 5 años.

“Maxxa entregará el 80% del valor de la propiedad, de acuerdo a la tasación o avalúo fiscal realizado por cada cliente. Es importante dejar claro que este no es un crédito hipotecario; es decir, se puede usar para lo que el cliente necesite, por ejemplo, necesitan ponerse al día con los sueldos, aliviar su carga financiera, etc”, concluyó González.

Xepelin Payments: Nueva solución B2B para pagar a proveedores

Buscando aportar en la solución de acceso a servicios financieros, la fintech Xepelin lanzó en marzo “Xepelin Payments, una plataforma online que agrupa toda la información del pago a proveedores en un solo lugar. Esta permite obtener financiamiento de manera inmediata para la liquidación de los mismos.

Con este nuevo producto, todas las empresas enroladas podrán organizar y visualizar sus cuentas en la plataforma según las necesidades que tengan.

Cada organización podrá pagar a sus proveedores de tres maneras: Con capital propio, financiamiento completo por parte de Xepelin, o en formato mixto, donde la empresa se hace cargo de parte de la deuda y Xepelin del resto. Todo es procesado al instante por la plataforma, sin trámites ni demoras, explicaron desde la fintech al momento del lanzamiento de este nuevo servicio.

Contenidos relacionados