Las reacciones del mercado al alza de tasas del Banco Central

El aumento de la Tasa de Política Monetaria que anunció este martes el Banco Central generó sorpresa en el mercado, que apostaba a un alza de hasta 200 puntos base. Finalmente fueron 150 puntos base, dejándola en 7,0%.

El contexto de inflación a nivel mundial y el conflicto entre Rusia y Ucrania marcan la agenda económica internacional. En tanto, en Chile algunos analistas observan una cierta normalización del gasto e incluso hablan de que la decisión anunciada ayer por el ente emisor busca evitar ponerle “fuego” a la desaceleración.

Fintual: Es un “alivio parcial” para la renta fija local

Fernando Suárez, Senior Portfolio Manager en Fintual, aseguró que “lo más destacable es la visión que tiene el Central con respecto a la desaceleración del consumo. Estaríamos entrando a una etapa de normalización del gasto, el cual venía bastante elevado tras los retiros previsionales y los IFE. El reflejo de esto, es la baja que han presentado los niveles de liquidez en cuentas corrientes, lo que a su vez disminuye el potencial gasto que se pueda realizar en bienes de consumo durables”.

Representa un alivio parcial para los mercados de renta fija local, que tenían apuestas para una trayectoria de alzas de TPM más agresiva. Sin embargo, los riesgos de un quinto retiro de los fondos de pensiones y una persistencia en la inflación importada seguirán presentes en el corto plazo”, indicó Suárez.

Scotiabank: Ratifica el diagnóstico de desaceleración sin necesidad de poner “fuego”

“En el escenario local se ratifica nuestro diagnóstico de desaceleración en curso sin necesidad de colocar ‘fuego’ al ya inminente proceso de desaceleración del consumo“.

Desde Scotiabank aseguraron que “no cabe acelerar ese proceso de desaceleración en curso si al mismo tiempo se enfrenta un escenario externo con retracción del crecimiento mundial, menor impulso externo y deterioro de los términos de intercambio”.

BICE: Estimamos que la TPM llegará a un nivel de 8,5% en las próximas reuniones

Marco Correa, economista jefe de BICE Inversiones, aseguró que “estimamos que las autoridades llevarían la TPM a un nivel de 8,5% en sus próximas reuniones, el que se mantendría hasta los últimos meses de este año, para luego disminuir gradualmente”.

“La brecha de actividad continuaría cerrándose, evitando que las presiones inflacionarias sean más permanentes. De todas formas, desde el punto de vista de los inversionistas en la renta fija local, es importante mantener una mayor ponderación de activos en UF, en este contexto de mayores presiones en los precios de corto plazo”, agregó.

Santander: Una política monetaria muy contractiva no garantiza el retorno de las expectativas

Un análisis del equipo de Estudios de Banco Santander señaló que “el Consejo sorprendió a la baja con un aumento de solo 150 puntos base (las tasas swap apuntaban a un incremento de más de 200 puntos base). La decisión se dio en un contexto complejo para la autoridad monetaria”

“El desafío para la decisión del Consejo en esta reunión y probablemente en la próxima radica en el rezago con el que opera la política monetaria y en la dificultad de guiar las expectativas inflacionarias de vuelta al 3%. Una política monetaria muy contractiva ahora no necesariamente garantizaría el retorno de las expectativas dada la naturaleza del shock que las ha movido, pero sí pudiera llevar a una contracción innecesaria de la actividad más adelante”, concluyeron en Santander.

Zurich: Un ajuste con “una sintonía más fina”

Desde Zurich AGF también reconocieron que la decisión tomó por sorpresa al mercado. “El Banco Central optó por un ajuste con una sintonía más fina, dando un peso importante en esta decisión a la desaceleración económica mayor a lo esperada particularmente en el consumo de bienes durables, así como a no generar un aterrizaje brusco a la actividad económica en los próximos trimestres”, aseguró Ricardo Consiglio, economista jefe de Zurich AGF.

Pese a la corrección al alza de la inflación, Consiglio sostuvo que “esta proyección sigue estando bastante por debajo de las expectativas de mercado” y advierte que “quedarían pocos espacios para aumentos de tasas de acuerdo a los supuestos económicos utilizados”.

Contenidos relacionados