FNE pide al TDLC condenar al Banco Bci por perjudicar a clientes hipotecarios al elegir un seguro de desgravamen más caro

La Fiscalía Nacional Económica (FNE) solicitó al Tribunal de Defensa de la Libre Competencia (TDLC) que aplique una multa a beneficio fiscal de 3.500 Unidades Tributarias Anuales (aproximadamente $2.568 millones) al Banco Bci por una infracción anticompetitiva que habría ejecutado en 2017, durante la licitación pública a la que convocó para elegir por dos años, por cuenta y cargo de sus clientes de créditos hipotecarios, el seguro de desgravamen colectivo y su corretaje.

En la audiencia realizada este miércoles en el TDLC para escuchar los alegatos de las partes sobre el requerimiento presentado por la Fiscalía en agosto de 2019, el jefe (S) de Litigios de la institución, Eduardo Aguilera, explicó que el Bci habría infringido el artículo 3° del Decreto Ley 211 en el marco de la mencionada licitación, al excluir arbitrariamente la propuesta que ofrecía la prima más baja, presentada por la aseguradora Rigel con los servicios de corretaje de Burgos, y declaró ganadora a una propuesta más costosa, presentada por BICE con los servicios de Bci Corredores, empresa filial del Bci.

Lo anterior -sostuvo Aguilera- habría ido en directo perjuicio de los deudores hipotecarios de este banco que eran parte de la póliza colectiva (casi 90 mil clientes), quienes debieron asumir una prima superior a aquella ofrecida por la mejor oferta.

Según los antecedentes presentados, esto implicó que durante los dos años de vigencia de la póliza los clientes pagaran por el seguro de desgravamen un sobreprecio de 66.827 UF, que equivalen a $2.344 millones actuales. Esto sin considerar los casi 30.000 clientes que se sumaron a la cartera hipotecaria de BCI entre septiembre de 2017 y agosto de 2019.

El representante de la FNE precisó que, de este modo y a través de Bci Corredores, el Banco Bci se habría beneficiado económicamente obteniendo de modo mensual, durante dos años, de ingresos que no habría recibido si la licitación hubiese operado en condiciones competitivas y se hubiese asignado a la oferta más baja.

Durante el alegato, la Fiscalía destacó que el Banco Bci debe ser sancionado porque se configuran los dos elementos que así lo permitirían:

  • La posición de dominio que tenía respecto de sus clientes como ente licitante y como único incumbente, a través de su filial Bci Corredores, en el corretaje de la póliza colectiva.
  • El comportamiento injustificado que tuvo en la licitación del 2017 y que causó un perjuicio a sus clientes, lo cual implicó que Bci recibiera ingresos que no le correspondían.

Según explicó Aguilera, el Banco Bci habría aplicado a su conveniencia las bases de licitación, al exigir un requisito ad hoc que no estaba en las mismas, relacionado con los poderes presentados por los oferentes, y al evaluar las ofertas con criterios diferentes, lo cual le permitió excluir del proceso a la única oferta de las cinco que se presentaron y que no incluía a su filial Bci Corredores.

Respuesta de Banco Bci

Desde Bci indicaron que durante el proceso se “cumplió íntegramente con toda la normativa vigente que rige las licitaciones de seguros asociadas a créditos hipotecarios, y rechaza las acusaciones contenidas en el requerimiento”.

La entidad precisó que esto “fue debidamente expuesto durante el proceso y explicado con claridad por Bci en los alegatos ante el TDLC”.

“En concreto, la licitación del año 2017 fue adjudicada a la compañía de seguros y corredora de seguros que, habiendo cumplido con todas las exigencias establecidas en las bases de licitación respectivas, presentaron la oferta más económica”, indicó Bci en una declaración.

Contenidos relacionados

Total
1
Compartir