Ian Hites, fundador y CEO de Mento: “Muchas Fintech emiten tarjetas, pero pocas entregan créditos”

Ian Hites, fundador y CEO de Mento
Ian Hites, fundador y CEO de Mento

Ian Hites es fundador y CEO de Mento, una fintech que presta servicios financieros a través de la entrega de créditos en línea, reduciendo los trámites y apostando por el uso de datos para facilitar el procesamiento de solicitudes.

Mento es una aplicación que presta servicios financieros y opera como plataforma. Los usuarios pueden crear una cuenta de forma rápida, simple y 100% digital.

En el proceso, un evaluador interno procesa datos e información para así disponibilizar una serie de créditos pre aprobados y personalizados. La aplicación también contiene módulos mediante los cuales se pueden pagar las cuotas y consultar el historial de créditos.

“En pocas palabras, somos una aplicación en la que las personas tienen la capacidad de ser evaluadas crediticiamente en menos de 5 minutos y poder acceder a un crédito”, relató el gerente al comienzo de la transmisión.

Ian Hites es ingeniero comercial de la Universidad Adolfo Ibáñez y tiene un Magister en Innovación y Emprendimiento. Anteriormente, trabajó en la mesa ejecutiva de NIALEM por cinco años y se desempeñó como director inmobiliario de Hubermanhites.

“Hoy desgraciadamente, los chilenos están acostumbrados a un mal servicio. Esto en el sentido de que tienen que ir a una sucursal y llevar una serie de papel impresos. A veces te puedes demorar una o dos semanas para que recién te digan que no aceptaron el crédito y un sinfín de problemas”, destacó Hites.

La idea de desarrollar una Fintech

La idea de Mento surgió de Ian Hites, quien es su fundador y actual CEO. Este emprendedor atribuye que su experiencia familiar -relacionada al comercio- lo llevo a entender el mundo de los créditos, ya que en distintas conversaciones escuchaba cuáles eran los dolores que sufría este mercado.

“Nací en una familia que está ligada al retail hace más de 80 años. Nosotros a través de empresas Hites entregamos créditos a miles de personas todos los meses, así que siempre estuve metido en el mundo del crédito”, señaló Ian.

Con el paso del tiempo, ya siendo consultor, asistió a un congreso sobre digitalización en el que le llamó la atención el modelo de Wilobank. Esta Fintech de Argentina permite a personas de zonas rurales bancarizarse sin tener que ir a una sucursal. Con esta idea en mente, Ian le comentó a su familia la idea de fundar un banco digital.

“Teníamos la idea inocente de empezar a operar en tres meses, pero finalmente pasaron 18 meses para que pudiéramos entregar el primer crédito. Esto demuestra la complejidad de armar una empresa como esta”, contó el CEO.

Surgió como una filial más del Grupo Niágara, la matriz de la familia de Hites. El fundador de Mento relató que convencer a su familia fue un trabajo de meses, ya que tenía que persuadirlos de que el mundo del venture capital funciona de una manera diferente a la que estaban acostumbrados.

“Hoy en día hay muchas fintechs están emitiendo tarjetas, pero pocas están entregando créditos. El riesgo involucrado no es menor y hay que saber hacer bien la pega”, reflexionó Hites.

Cómo funciona Mento

Al ser consultado por Maximiliano Valdés, editor de Chócale, respecto a por qué entrar en el mercado de los créditos, Ian Hites respondió que “entramos a esta industria porque lo sabemos hacer muy bien. Lo hacemos hace 80 años y la tecnología ‘agrega más huevos a la sopa’. Por ejemplo, si antes teníamos 50 datos, hoy en día podemos tener más de 100 a la mano”.

Para el CEO de Mento, la tecnología da ventajas como el poder segmentar mejor, entender mejor a los clientes o bajar el riesgo del crédito, o mantener el riesgo y tener más clientes.

El camino para acceder a un crédito de Mento es sencillo. Solamente se debe responder cuatro preguntas, que luego van a llevar a las personas a descargar la aplicación de la fintech. Después, hay que completar datos personales necesarios -que son validados a través de tecnologías open banking– para poder entender los ingresos del cliente a través de su cuenta bancaria.

De esta forma, los trabajadores independientes pueden evitar problemas como la solicitud de documentos como contratos laborales o cotizaciones en AFP, gracias al scrapping bancario que realiza Mento. Tras toda la evaluación, la plataforma arroja un puntaje y a partir de eso se puede saber cuánto dinero se puede solicitar.

Respecto al futuro de Mento, Ian Hites espera poder internacionalizar la operación en menos de cinco años, con el ojo puesto en Latinoamérica. A esto se suma la idea de ofrecer más productos, como seguros y también financiar compras puntuales.

Video

Contenidos relacionados
Total
34
Compartir