CMF elabora documento de buenas prácticas para proteger al cliente financiero

Comisión para el Mercado Financiero (CMF Chile)

Este jueves la Comisión para el Mercado Financiero (CMF) publicó un documento a modo de guía sobre mejores prácticas en materia de protección del cliente financiero. El documento no representa una normativa, pero sí establece principios comunes para las entidades financieras que se encuentran supervisadas por la CMF.

La supervisión de la Conducta de Mercado (CdM) se basa en dos pilares. El primer pilar busca resguardar la transparencia e integridad del mercado de valores, cuyas entidades supervisadas deben reportar información fidedigna al público. En ese sentido, busca eliminar los abusos y manipulaciones por parte de los actores de dicho mercado y resguardar los derechos de los accionistas minoritarios.

El segundo pilar de la CdM busca la protección al cliente financiero, propiciando un trato justo en el proceso de comercialización y durante la vigencia del contrato financiero.

Para el documento, la CMF tuvo como base el marco jurídico vigente y los mejores estándares internacionales en la materia. Con ello se llegó a cinco principios generales aplicables a las entidades financieras que están dentro del perímetro de supervisión de la Comisión.

Los principios aplicables son los siguientes:

  • Trato justo a los clientes de entidades financieras
  • Adecuada gestión de conflictos de interés
  • Protección de la información de los clientes
  • Transparencia en la comercialización y publicidad de productos financieros
  • Gestión diligente de reclamos y presentaciones.

Estas recomendaciones son aplicables a bancos, compañías de seguros, administradoras generales de fondos, corredoras de bolsa, agentes de valores, cooperativas de ahorro y crédito (sometidas a supervisión de la CMF), agentes administradores de mutuos hipotecarios endosables, emisores de tarjetas de pago y crédito abiertas, corredores de seguros y liquidadores de siniestros.

Supervisión integrada

El objetivo de establecer principios comunes para dichas industrias se condice con la mirada de supervisión integrada que adoptó la Comisión desde el año 2019. Desde ese año, se incorporó la supervisión a las entidades bancarias.

Estos principios buscan orientar a los agentes de mercado para considerar prácticas que resguarden una adecuada protección de los derechos del cliente financiero y, en consecuencia, promuevan la confianza y fortaleza de la industria respectiva.

Contenidos relacionados