Cambio de hora: Expertos entregan consejos de salud y para dormir

Se viene el cambio de hora

Este sábado 2 de abril se deberán atrasar los relojes en 60 minutos en casi todo Chile, para dar inicio al horario de invierno. La única excepción es la Región de Magallanes y la Antártica Chilena, que mantendrá su huso horario en GMT -3.

Esta noche, cuando sean las 00:00 del domingo, deberás atrasar tus relojes para que indiquen las 23:00. De este modo, nuestro país volverá al huso de GMT -4, comenzando así el horario de invierno, que se extenderá hasta septiembre.

Este ajuste trae una serie de cambios en las rutinas y hábitos de las personas, especialmente en la salud mental. Desde la Mutual de Seguridad explican que dentro de los principales efectos se encuentra la falta de concentración, problemas para conciliar el sueño, cansancio e irritabilidad.

Lo más afectados por las consecuencias del cambio de hora son los niños, adultos mayores y aquellas personas que tienen algún tipo de trastorno del sueño. 

Conoce más sobre los efectos y precauciones que puedes tomar para hacer frente a este fenómeno de buena manera junto a Mutual de Seguridad. 

Preguntas frecuentes sobre la calidad y duración del sueño

¿Cuáles son los efectos negativos de un mal dormir?

Desde Mutual de Seguridad explican que estas son algunas de las consecuencias negativas de un mal dormir:

  • Fatiga
  • Malestar general
  • Dificultad de concentración o memoria
  • Alteraciones en el rendimiento
  • Errores en el trabajo
  • Falta de atención
  • Problemas en la conducción de vehículos
  • Tensión muscular y dolor de cabeza
  • Irritabilidad e hipersensibilidad
  • Somnolencia excesiva.
  • Ansiedad
¿Cuánto deberíamos dormir?

Los expertos aseguran que las personas adultas deberían dormir entre 7 y 9 horas, según lo que demande su propio cuerpo. La extensión del sueño depende de distintos factores, como la edad, el estado de salud, la actividad física que realice, entre otros.

¿Cómo puedo mejorar la calidad del sueño?
  • No todas las personas requieren las mismas horas de descanso. Por lo mismo, intenta ajustar tu rutina a tus necesidades específicas.
  • Mantén tu lugar de descanso limpio, fresco y cómodo, asegúrate de tener un colchón y almohadas que sean cómodos para ti.
  • Evitar la automedicación. Si sientes que el mal dormir es un problema prolongado o que afecta tu calidad de vida, consulta a un especialista. 
  • Ten cuidado con las horas extras de trabajo, asegurándote que no afecten tu calidad de vida.
  • Respeta tus turnos de trabajo, intenta mantener la mejor programación posible de descansos si trabajas con turnos rotativos.
  • Genera una rutina de sueño que te pueda relajar.
  • Desconéctate de los aparatos electrónicos, como tu smartphone. La luz brillante de estos equipos inhibe la secreción de melatonina, hormona que nos ayuda a inducir el sueño. 
  • Por la noche debes considerar una cena ligera, evitando tomar líquidos hasta dos horas antes.
  • Se sugiere programar la actividad física en horarios alejados de las horas de sueño.
  • Establecer horarios regulares, levántate y acuéstate a la misma hora para mantener en equilibrio tus ritmos biológicos, mayor eficacia en el descanso y mejor rendimiento en las actividades diarias. 
  • Destina el dormitorio a dormir, evita trabajar en tu pieza.

Contenidos relacionados

Total
22
Compartir