Ana Botín de Santander recibe premio que destaca a figuras empresariales de Iberoamérica

Ana Botín, presidenta ejecutiva de Banco Santander a nivel internacional, recibió este martes el Premio Enrique V. Iglesias al Desarrollo Empresarial Iberoamericano. De esta manera se convirtió en la primera mujer en recibir la distinción -entregado por el rey Felipe VI de España- el cual reconoce su contribución al desarrollo económico y social de Iberoamérica y al fortalecimiento de los lazos entre los países que la forman.

Botín fue elegida, por decisión unánime del jurado, como ganadora de la VII edición de este premio que promueve el Consejo Empresarial Alianza por Iberoamérica (CEAPI) en colaboración con importantes personalidades institucionales, económicas y empresariales de la región.

La entrega del galardón tuvo lugar en el Palacio de La Zarzuela, en una ceremonia en la que estuvieron presentes altos representantes del banco, instituciones y empresas de España.

El Premio Enrique V. Iglesias reconoce, desde 2014, a figuras empresariales de la comunidad iberoamericana que destacan por sus aportes al desarrollo de dicha región y al fomento de los vínculos entre los países mediante la actividad económica, las inversiones y la promoción del comercio, así como a la creación de una región más inclusiva y sostenible.

“Ana Botín ejemplifica los valores de este premio y del CEAPI. Creer y crear, creer en la región y desarrollar el Banco Santander creando nuevas oportunidades desde el mundo empresarial. Su espíritu de transformación liderando el Banco Santander y a su equipo hacia la digitalización e innovación, sostenibilidad y compromiso con el medioambiente, con los jóvenes y la sociedad para contribuir a un mundo mejor. Así como su liderazgo con su defensa de un nuevo contrato social”, comentó la presidenta de CEAPI, Núria Vilanova.

Botín ha impulsado en la Fundación Banco Santander una vocación cultural, humanista y científica, además de una labor en el campo de la sostenibilidad y la recuperación del patrimonio natural. Esto mediante programas que buscan sensibilizar a las personas sobre la necesidad de una sociedad más justa, equitativa y sostenible.

En su comunicado, el jurado, que concedió el galardón a la banquera por unanimidad, destacó la contribución de la ganadora “al crecimiento empresarial, la generación de empleo y el impulso de las relaciones entre los países de Iberoamérica, así como su liderazgo en la transformación de Grupo Santander y su compromiso social con la educación, con impacto positivo el desarrollo de la región”.

Ana Botín, en su discurso de agradecimiento por el premio recibido, destacó el compromiso de Santander con América Latina. “Latinoamérica (el mundo) necesita un nuevo contrato social orientado a mitigar las desigualdades” y “a ello puede contribuir una mayor integración comercial en la región y que Europa se comprometa más con América Latina”, afirmó.

Contenidos relacionados