Algramo lanza sistema inteligente de refill de bebidas para reducir plásticos de un solo uso en la PUC

Hace unas semanas, en alianza con la Pontificia Universidad Católica de Chile, Algramo comenzó el primer piloto del proyecto que están impulsando para bebestibles, el cual ya ha superado las expectativas con creces, evitando más de 800 envases de un solo uso en solo tres semanas.

La iniciativa, será próximamente replicada en otros campus de la misma casa de estudios, para luego implementarla en más establecimientos como gimnasios, estaciones de servicio, malls, estaciones de metro, eventos y parques.

El fin de este nuevo modelo, es disminuir el consumo de plásticos de un solo uso y consiste en dispensadores de bebestibles, junto con envases inteligentes reutilizables, que entregan información actualizada a los usuarios, a través de la app de Algramo, respecto a los datos del producto, el ahorro de plástico y emisiones de C02 que genera cada recarga.

Por medio de dichos envases, será posible registrar, por primera vez, cada recarga de artículos Coca-Cola, manteniendo completa trazabilidad de estos y permitiendo a las personas pagar con el envase directamente en la máquina dispensadora, así como una tarjeta BIP.

La primera etapa del proyecto, se concentrará en establecimientos educacionales, con el objetivo de generar conciencia e impulsar el cambio de hábitos de las generaciones más jóvenes.

Sobre ello, José Manuel Moller, fundador y CEO de la startup Algramo, comentó que “las nuevas generaciones son los futuros tomadores de decisiones y son quienes más comprometidos están con el cuidado del medio ambiente, demostrando que un futuro sin basura es posible. La gente quiere tomar algo, no quiere generar desechos, ni pagar por envases de un solo uso, está más abierta a cambiar sus hábitos de consumo”.

Por su parte, Maryon Urbina, directora de Sustentabilidad de la Universidad Católica, explicó que “estábamos buscando soluciones e iniciativas que apunten a la reutilización y reducción. En ese sentido, la sinergia con Algramo fue muy positiva, pues nosotros pusimos el espacio para la implementación del proyecto y ellos la solución y propuesta de innovación. Estamos muy contentos por la aceptación ha tenido en nuestra comunidad universitaria, y esperamos poder seguir trabajando conjuntamente”.

Desafío de eliminar plásticos de un solo uso

A través del acuerdo, ambas organizaciones buscan contribuir a la disminución de plásticos de un solo uso y ser un aporte para prevenir las proyecciones que señalan que para el 2050, donde el plástico será responsable del 13% de las emisiones de dióxido de carbono a nivel mundial.

“Estamos muy contentos de ser parte del proyecto, ya que la sustentabilidad es uno de los pilares del quehacer en Coca-Cola Andina y este nos permite reafirmar nuestro compromiso con el cuidado del medio ambiente, promoviendo la reutilización de envases y la reducción en el consumo de plásticos de un solo uso”, comentó Simón Melo, jefe de Marketing de Gaseosas de Coca-Cola Andina.

Algramo ha conseguido que las comunidades con las que trabajan ahorren más de 360.000 kilogramos de CO2 y más de 2,5 millones de litros de agua reutilizando sus envases. Además, desde 2020 han mantenido cerca de 100 mil kilos de plástico en la economía y fuera del medio ambiente, reutilizando más de 750 mil envases. 

Contenidos relacionados

Total
58
Compartir