Invertir en ESG: ¿En qué consisten y cuáles son sus beneficios?

Inversiones ESG

Actualmente, el mundo de las inversiones ofrece más opciones que nunca para las personas. Es por eso que a los criterios clásicos para definir en qué invertir, como la rentabilidad esperada o perfil de riesgo, hoy se considera también qué impacto tienen estas decisiones en el medioambiente o la sociedad. Es así como nacen las inversiones ESG, un concepto de inversión sostenible.

Para que una inversión sea considerada sostenible debe cumplir con criterios ambientales (E), sociales (S) y de gobierno corporativo (G), como indican las siglas en inglés ESG. Estos factores son cruciales para que las empresas puedan lograr un mayor compromiso con la sociedad y una mejor rentabilidad.

Daniela Guzmán, gerenta de Deuda Privada de Sartor Asset Management y portafolio management del fondo Sartor Deuda Privada ESG, explica que “las inversiones con criterios ESG tienen dos características importantes: son menos volátiles y son más rentables, lo cual ha contribuido a que incluso aquellos inversionistas preocupados exclusivamente por el rendimiento de sus portafolios las prefieran sobre otra clase de productos”.

“A nivel regional, las inversiones ESG más conocidos son la emisión de bonos verdes, bonos vinculados con la sostenibilidad o instrumentos financieros de renta fija cuyos fondos se destinan a financiar proyectos sustentables”, agregó Guzmán.

¿Qué debe considerar una inversión para ser ESG?

Como mencionamos anteriormente, las inversiones sostenibles cumple los siguientes factores:

  • Respecto al factor ambiental (E), tiene relación con la toma de decisiones por parte de empresas, en función a cómo las actividades de esta afectan al medio ambiente.
  • El factor social (S) considera la repercusión que tiene en la comunidad las actividades realizadas por una compañía. Un ejemplo de esto puede ser tener políticas de diversidad, cuidados sanitarios o derechos humanos.
  • Por último, el factor de gobierno (G) estudia el impacto que tiene la administración y los propios accionistas. Este se basa en aspectos como la estructura de los consejos de administración, los derechos de los accionistas o la transparencia, entre otros.

Daniela Guzmán, de Sartor Asset Management, señala que “las empresas que poseen una mayor calificación ESG tienden a mostrar una mayor eficiencia en sus operaciones y un menor riesgo relacionado con factores evaluados, generando una mayor rentabilidad y compromiso con la sociedad”.

Pese a esto, el número de inversiones ESG en la región es bajo, ya que menos del 3% de la emisión global de este tipo de bonos ha sido realizada en Latinoamérica.En esa línea, la ejecutiva anticipa que “significa que estas inversiones todavía pueden crecer más en la región. En cuanto a inversiones de deuda o de capital directo a empresas que tienen incorporados estos criterios ESG, aún son acotadas y tenemos mucho potencial para crecer”.

Convierte tus objetivos de inversión en una realidad

Conoce Sartor+, una nueva plataforma 100% online donde podrás invertir de manera fácil, simple, sin cobros adicionales ni letra chica en activos alternativos.

Contenidos relacionados

Total
1
Compartir