Proponen ley para endurecer sanciones por sobreventa de pasajes aéreos

La sobreventa de pasajes aéreos podría ser sancionada por ley.

Con la intención de terminar la sobreventa de pasajes aéreos, el diputado Miguel Ángel Calisto (DC) presentó un proyecto de ley que aumenta las sanciones a las empresas que realicen esta práctica. Incluso, los castigos llegan hasta la cancelación de las licencias comerciales de las mismas en caso de su reiteración.

El proyecto también fue firmado por los diputados DC Joanna Pérez, Manuel Antonio Matta, Iván Flores y Jorge Sabag.

“Planteamos este tema que afecta a mucha gente, porque las líneas aéreas ocupan un pasaje que ya está pagado por una persona y se lo venden a última hora a otra persona”, explicó el diputado Miguel Ángel Calisto.

La idea es incorporar un artículo único al Código Aeronáutico. Ahí quieren especificar que la aerolínea que realice sobreventa de pasajes aéreos, será sancionada por la Dirección de Aeronáutica Civil con una multa. ¿De cuánto? Una sanción equivalente a quinientos ingresos mínimos mensuales en el caso de la primera infracción.

Si se reitera la infracción, la ley propone la suspensión de los permisos o licencias pertinentes por tres años. Lo más grave sería la cancelación definitiva de los permisos o licencias correspondientes. Eso ocurriría si es que la entidad comercial realiza una tercera contravención a la norma.

La sobreventa de pasajes aéreos

Hay que tener en cuenta que la sobreventa de pasajes aéreos es una práctica habitual por parte de las aerolíneas. De hecho, está permitida en gran parte del mundo, aunque en general los países tienen a regular las compensaciones.

En Chile la legislación dice que cuando existe sobreventa se deben buscar voluntarios que renuncien a sus reservas. Normalmente lo logran a cambio de una indemnización o prestaciones que puedan acordar entre pasajero y empresa. Por ejemplo, a veces ofrecen estadías en hoteles, una cena y un voucher para comprar pasajes (o dinero en efectivo), a cambio de que te embarques en el vuelo del día siguiente.

Sin embargo, el problema surge cuando los voluntarios no alcanzan a cubrir la sobreventa. En ese caso, la aerolínea deniega el embarque a algún pasajero en contra de su voluntad. Si es así existen compensaciones que están definidas por ley, que consideran la distancia entre origen y destino, y el tiempo para tomar el siguiente avión.

Contenidos relacionados

Total
2
Compartir