Confianza de los consumidores chilenos vuelve a caer: Está en zona pesimista

Según el Índice de Percepción de la Economía (IPEC) que elabora mensualmente GfK Adimark, terminando el 2018 la confianza de los consumidores no logró repuntar.

De hecho, el valor reflejó una leve disminución de 46,9 puntos en noviembre a 44,6 en diciembre, consolidando una tendencia a la baja que se evidenció durante el año pasado. El indicador perdió 8,5 unidades durante el año, la mayor caída anual desde 2014.

“El indicador muestra que se perdió todo el stock de confianza que este gobierno le generó a la población de Chile”, aseguró Max Purcell, gerente general de GfK Adimark, en una entrevista al diario El Mercurio.

“No obstante, los subindicadores muestran que la gente está más pesimista sobre los temas generales del país, pero no con aquellos que le afectan de manera directa a su persona o familia”.

GfK asegura que es normal que existan descensos importantes durante el primer año de un gobierno. De todas maneras el estudio demuestra que la percepción negativa no es transversal en todo el país, pues los grupos socioeconómicos más altos como el ABC1 se mantienen en una zona optimista, mientras que los estratos D y E son los más pesimistas.

La percepción país, que consulta sobre la evaluación del estado de la economía, es el componente del IPEC que más cayó. No obstante, en lo que tiene relación con la situación personal, como la economía familiar o personal, el indicador presentó una mejora en el último tiempo. “Las personas evalúan de manera diferente su estado personal, determinado por las cosas que perciben directamente”, señaló Purcell.

La expectativa económica a cinco años es el indicador que más cayó: disminuyó en 25,9 puntos en 2018, llegando a 25,5 puntos. Es el más pesimista de los ámbitos medidos en el estudio, concluye la nota de El Mercurio.

Contenidos relacionados